DOS VIDAS. ZWEI LEBEN.

 

¿Cuánta desigualdad puede soportar una amistad global?

 

Un proyecto de Christoph Frick y KLARA Theaterproduktionen

 

Uno vivía en la calle. Uno fue golpeado en la escuela. Uno fue torturado. Uno era un drogadicto. Uno estubo en la cárcel. Ambos provienen de familias de clase media. Ambos tienen varios hijos. Ambos actúan en películas. Uno tiene una casa junto al mar. Ambos conocen el desempleo. Uno recibe ayuda del gobierno.

 

DOS VIDAS. ZWEI LEBEN. somete las biografías de dos amigos actores a una prueba de comparación y tensión: Jorge Antonio Arias Cortez nació en mayo de 1985 en Oruro, en el Altiplano boliviano, y Nicola Fritzen en octubre de 1978 en Berlín. ¿Quién alcanza qué posición social con qué capital inicial global? ¿Quién triunfa en la "buena vida", quién engaña y quién cae?

 

Según el "Índice de Desarrollo Humano", una clasificación reconocida internacionalmente sobre el desarrollo de los países del mundo, Bolivia ocupa el puesto 107. Suiza ocupa el segundo lugar.

 

La desigualdad es el explosivo del sistema global de las próximas décadas. Las demarcaciones de los puntos conflictivos y las supuestas garantías de seguridad de Occidente se están derrumbando en la era del cambio climático y los modelos de crecimiento caducos. DOS VIDAS. ZWEI LEBEN pone en juego el experimento artístico de situar lo vivido en un marco de referencia global.

 

Fritzen y Cortez se conocieron por el proyecto de investigación de KLARA PALMASOLA (2019), una recreación performativa de la ciudad penitenciaria boliviana del mismo nombre y sus estrategias de supervivencia social.

 

 Para DOS VIDAS. ZWEI LEBEN, los dos actores ofrecen su propia biografía para un estudio de caso sociológico, con todos sus extremos, puntos álgidos y detalles dolorosos. ¿Puede leerse una "desigualdad global" en las vidas de Cortez y Fritzen? ¿A uno de los dos le tocó la peor suerte en la "lotería del nacimiento"? ¿En qué medida cada uno de los dos representa el sistema social del que provienen?

 

 

TEAM

 

Con: Jorge  Arias Cortez, Nicola Fritzen

 

Dirección: Christoph Frick

 

Director visual: Simon Hegenberg

 

Colaboración coreográfica: Miguel Orlando Marin Savatier

 

Dramaturgía: Katrina Mäntele, Jhonnatan Torrez Casanoba

 

Coord. Técnica: Lorenzo Ariel Muñoz

 

Dirección de producción: Catalina Schriber

 

CONTACTO:

 

KLARA Theaterproduktionen, Gärtnerstrasse 50, CH-4057 Basel

 

mail@klara-theater.ch, www.klara-theater.ch

 

+41-76-322 58 89, +49-176-45 00 45 40